“Space Jam: nuevas leyendas”, review sin spoilers

Aquí nuestra review sin spoilers de Space Jam: nuevas leyendas, cinta protagonizada por Lebron James que trae de vuelta a los Looney Tunes

0

El factor nostálgico vuelve a apoderarse de las salas de cine. Veinticinco años después, la cinta protagonizada por Michael Jordan se renueva para adaptarse a los tiempos que corren con una secuela que apela al recuerdo colectivo. Nosotros ya hemos visto Space Jam: nuevas leyendas y en esta entrada os contamos qué nos ha parecido.

I believe it can’t fly

Review Space Jam: nuevas leyendas
Review Space Jam: nuevas leyendas

No vamos a profundizar más en cuan importante es la familia en el desarrollo personal de cada individuo, pero no está de más recordar que muchos de los traumas se originan en edades tempranas. Las inseguridades, las amenazas externas y, sobre todo, la falta de apoyo, pueden definir las personalidades del mañana. Al margen de las enseñanzas familiares, es importante ser capaz de distanciarse y crear un camino propio, uno que nos haga más liviana la obtención de la tan deseada felicidad.

Hay cosas que no deberían tocarse jamás. Eso es algo que resonaba en mi cabeza durante parte del visionado de Space Jam: nuevas leyendas (Malcolm D. Lee, 2021). Porque, con la clara intención de replicar el éxito de antaño, Warner Bros trae de vuelta a los Looney Tunes en una aventura que se apoya en Lebron James para saltar a la cancha.

Y ya os aseguro que ni Lebron es Jordan, ni las sensaciones que transmite esta nueva entrega son similares a las de la original. Porque seamos francos, incluso más allá de lo fan que soy a título personal de Space Jam (Joe Pytka, 1996), aquella no era una gran película, pero sí tenía la magia de uno de los mejores atletas de la historia.

Porque Space Jam era Michael Jordan. La historia de aquel chaval que se pasaba horas tirando a canasta y que soñaba con jugar para Carolina del Norte y triunfar en la NBA. Un deportista que dejó el baloncesto para contentar a su padre jugando a béisbol. Un hombre que, tras aquello, volvió a las canchas para ganar de nuevo el anillo; un regreso que la cinta, en un momento de perogrullada máxima, tuvo a bien atribuirse. Algo inexistente en Nuevas leyendas y que quizá provoque que pronto caiga en el olvido.

Space Jam: Nuevas leyendas, un tibio entretenimiento familiar

Review Space Jam: nuevas leyendas

De este modo, Malcolm D. Lee construye un film que no va más allá del entretenimiento familiar, uno quizá demasiado simple y poco inspirado. El libreto es demasiado predecible y su inoperancia en ocasiones roza lo absurdo. Esta no es ni tan siquiera la historia de Lebron, es más bien un relato paterno filial que podría visionarse en Antena 3 cualquier sábado por la tarde.

Porque cuesta encontrar algo que se salve de la quema en Space Jam: Nuevas leyendas. Los personajes están poco trabajados, las subtramas son prácticamente inexistentes y el doblaje -aquel que tanta cola trajo- es absolutamente lamentable (ya no sólo en lo correspondiente a Lola Índigo, sino a cualquier personaje que pueble la cinta).

Donde sí destaca es en la animación. La cinta ha decidido, dados los tiempos que corren, dar un paso más allá y fusionar imagen real, animación tradicional y su homóloga 3D para ofrecer unos resultados realmente vistosos. Los Looney Tunes cobran vida y adquieren ahora una nueva dimensión tras pasar por la digitalización más novedosa.

Del lado interpretativo nos encontramos a un Lebron James que no tiene aquí una de sus mejores interpretaciones (el jugador de baloncesto tiene más pegada como secundario que como protagonista). Un James que encuentra su contrapunto en un exagerado Don Cheadle que tampoco se esfuerza en hacer brillar a su personaje. Aparecen también algunos rostros conocidos de la NBA como Klay Thompson o Damian Lillard.

Review Space Jam: nuevas leyendas | Veredicto

Review Space Jam: nuevas leyendas
Review Space Jam: nuevas leyendas

Más allá incluso del publireportaje que tantas críticas se han apresurado a señalar, Space Jam: Nuevas leyendas fracasa prácticamente en todo lo que propone. Ofreciendo un pasatiempo que sólo disfrutarán los peques de la casa, se olvida del clásico que fue la original para regalarnos unas situaciones y unos personajes que son ahora menos lunáticos que nunca.

Quizá te interese | Review de ‘Viuda Negra’ | Ni Scarlett ni nosotros lo merecemos

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here