Análisis de ‘Iron Man VR’

Iron Man VR nos permitirá convertirnos en un superhéroe gracias a la realidad virtual.

0

Desde siempre, los videojuegos de superhéroes, o nos han encantado, o han sido odiados. Un claro ejemplo fue Spider-Man 2 de PlayStation 2. Este, a pesar de haber envejecido mal, guarda un lugar especial en los recuerdos de muchos jugadores. Dentro de un contexto parecido se encuentra el cine. Así pues, en 2008 nacía el llamado universo cinematográfico de Marvel (UCM). Todo comenzó con Iron Man, el cualinició un ciclo de 23 largometrajes cuyo culmen —a día de hoy— llegó con Vengadores Endgame el pasado 2019.

Cómo no, Marvel también ha llegado al mundo de los videojuegos, y es que hace ya un par de años pudimos disfrutar en exclusiva en PlayStation 4 del maravilloso Marvel’s Spider-Man. Muy lejos de lo que era el filme, el juego nos narraba el enfrentamiento de un ya adulto Spider-Man contra los seis siniestros; fue un absoluto éxito. Con algo de controversia, en septiembre también tendremos Marvel’s Avengers de la mano de Crystal Dynamics, un título que nos contará las aventuras del grupo de héroes más famoso de todos los tiempos. Y ahora, en exclusiva para PlayStation VR, Camouflaj nos trae un juego del primero de estos superhéroes en realidad virtual: Iron Man VR.

Yo soy Iron Man

Genio, millonario, playboy, filántropo… Tony Stark lo tenía todo hasta que fue secuestrado. De aquel lugar no salió la misma persona que entró, y es que Tony pasó a ser Iron Man, el hombre de acero. Enfundado en su armadura, ahora como superhéroe, se dedica a salvar el mundo. Es entonces cuando Tony decide que Industrias Stark dejará de fabricar armas, pues quiere usar todos sus recursos para ayudar a los demás, y no para destruirlos. Es a raíz de esta decisión cuando las cosas se complican y se nos presenta a Fantasma, un enemigo que quiere acabar con Tony Stark de una vez por todas.

Análisis Iron Man VR
Análisis Iron Man VR. Fantasma será el villano de la historia.

El juego tiene dos partes muy bien diferenciadas. Cuando seamos Tony, tendremos que recorrer nuestra mansión en Malibú, ya sea para avanzar en la historia, encontrar curiosos objetos con los que interactuar o incluso para seleccionar el destino de nuestra próxima misión. El movimiento se hará con teletransporte (apuntar un punto iluminado en la pantalla y seleccionarlo), y no de forma libre. Esto evitará que, los más sensibles al movimiento, lleguen a marearse.

Mandos Move obligatorios

La mejor parte, obviamente, es cuando te enfundas el traje y pasas a ser Iron Man. Una vez seamos el hombre de acero, podremos hacer todo lo imaginable con él: surcar los cielos, volar a toda velocidad e incluso acribillar enemigos con nuestras armas. El juego comienza precisamente con un pequeño tutorial a las afueras de la mansión Stark, donde daremos nuestros primeros pasos como héroe. Volar del punto A al punto B, dar acelerones, frenar, girar, pegar puñetazos e incluso disparar a enemigos serán las primeras cosas que aprendamos.

Análisis Iron Man VR
Análisis Iron Man VR. Jugar con los mandos Move hará mejorar la experiencia.

Los mandos Move a este juego le vienen como anillo al dedo, pues harán las veces de manos de Iron Man. Por tanto, a la hora de volar, dependiendo de la posición en la que los pongamos, los propulsores irán hacia un lado o hacia otro, por lo que nos desplazaremos en diferentes direcciones. Si queremos avanzar hacia delante, tendremos que poner la palma de nuestra mano hacia atrás. Si queremos frenar, solo tendremos que extender las manos hacia delante…

Con las armas pasa lo mismo. Usaremos los Move para apuntar a diferentes enemigos, e incluso si queremos usar pequeños misiles que lanzamos por encima de nuestras muñecas, tendremos que bajar un poco la mano para poder dispararlos. A la hora de explorar la mansión como Tony, también será una gozada. Podremos coger fotos, periódicos, e incluso ponernos las características gafas del protagonista. Para ello, tendremos que usar ambas manos: una para sujetarlas y otra para abrir la patilla del lado contrario, que siempre se queda cerrada.

Enfúndate el traje y salva el mundo

Iron Man es el superhéroe perfecto que llevar a la realidad virtual. Una vez nos ponemos el casco, es como si nosotros mismos nos pusiéramos su traje. Incluso podremos ver la interfaz del mismo en nuestras pantallas cuando estemos surcando los cielos.

Análisis Iron Man VR
Análisis Iron Man VR. La jugaibiladad será muy buena y la inmersión inmejorable.

Es cierto que los juegos de realidad virtual no destacan por tener los gráficos más punteros del mercado, pero lo compensa con una jugabilidad que te hará creer que realmente estás dentro del juego. Los controles son sencillos y muy fáciles de manejar. Aunque al principio puede costar un poco volar sin chocarse, ni siquiera el propio Iron Man nació sabiendo hacerlo.

La cámara girará 45 grados a izquierda o derecha con los botones cuadrado y triangulo respectivamente. Esto es así para evitar que nosotros tengamos que girarnos por completo para ver lo que hay a nuestra espalda. Sin embargo, desde un principio se avisa que el juego ofrece una experiencia de 360 grados, por lo que cada uno podrá amoldarse con lo que se sienta más cómodo.

Duración y extras

El juego consta de 12 capítulos de una duración aproximada de media hora cada uno, algunos son más largos, y otros mucho menos. Al completar los diferentes capítulos obtendremos puntos de investigación que nos permitirán conseguir mejoras para el traje (armas, más velocidad, nuevos aspectos…). Por lo tanto, si quieres hacerte con todo, tendrás que completar todos los niveles con 5 estrellas, así como las misiones secundarias que nos proporcionará FRIDAY. Asimismo, también tendremos tres dificultades en las que completar el jugo: heroica, superheroica e invencible. Dependiendo del reto que te quieras poner, podrás seleccionar una u otra.

Análisis Iron Man VR
Análisis Iron Man VR. El traje se podrá personalizar con diferentes aspectos.

Completar la historia principal, sin secundarias ni trofeos, podrá llevarte en torno a las 5 o 6 horas, algo bastante decente para un juego de realidad virtual. Sin embargo, si tienes alma de coleccionista y quieres completar el juego al 100%, la experiencia podría superar las 10 horas fácilmente.

Conclusión

Ya pudimos disfrutar de ser un superhéroe en realidad virtual gracias a las experiencias de Spider-Man Homecoming y Far from home. Sin embargo, Iron Man VR nos proporciona un juego completo que nos permite ser el pionero de la iniciativa Vengadores. Surcar los cielos acompañado de los mandos Move convierte a este juego en una simulación de superhéroe de lo más completa. La experiencia llega a ser muy inmersiva e incluso te hará creer que realmente llevas puesta la armadura.

Con unos gráficos decentes en lo que a realidad virtual se refiere, lo compensa de sobremanera con la jugabilidad. Aunque por momentos pueda parecer algo repetitiva, pues nuestra misión será sobrevolar el escenario destruyendo enemigos, ¿quién se cansaría de estar en la piel de un héroe? Iron Man VR es un juego perfecto para los amantes de Marvel y la realidad virtual. Un imprescindible para las PlayStation VR.

Análisis Iron Man VR. Clave de juego para PlayStation VR cedida por Precisión Spain y PlayStation España.

[Total: 0   Promedio: 0/5]

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here