Análisis de ‘Biomutant’

Hoy os traemos el análisis de Biomutant un ARPG al que le puede las ganas de hacer algo grande.

0

¡Bienvenidos y bienvenidas, de nuevo pequeños mutantes a nuestro análisis de Biomutant. Un juego que, por diversas ha razones, tantísima polémica ha levantado. Sobre todo por el hype que despertó. En cualquier caso, os contamos, a continuación, que nos ha parecido.

Biomutant

Análisis de Biomutant
Análisis de Biomutant

Una plaga asola el mundo y el Árbol de la Vida irradia muerte desde sus raíces. Las tribus están divididas. Explora un mundo caótico y escribe su destino: ¿serás su salvador o lo sumirás en la oscuridad?

En primer lugar, voy a comentar lo que me ha parecido el punto mas flojo: la historia. Y es que Biomutant cuenta con una ambientación sublime. Su mundo consigue tu atención desde el minuto uno. Así pues, ¿qué paso en el planeta? ¿Cómo llegamos hasta este punto? Son preguntas que te haces al empezar la partida. Para mi desgracia, fueron desapareciendo conforme iba avanzando. Como es lógico, os preguntaréis a qué se debe todo esto. Sencillo: a la forma en que se cuenta la historia. De una u otra forma, la idea de que nuestro compañero saltamontes —irá con nosotros y hará las veces de cuenta cuentos— funcione como narrador y cuente la historia parece una idea divina, pero…

La ejecución acaba siendo tediosa. Cada vez que nuestro protagonista hable con alguien, este lo hará en un idioma que nosotros no entendemos. Seguidamente, el saltamontes toma el turno de palabra y nos dobla los diálogos haciendo que cada conversación sea un autentico dolor y un sufrimiento que podía haber tenido solución. Sin contar con el doblaje al español, el cual te deja vacío y sin ganas de escucharlo. Todo esto consiguió que la historia, durante la gran parte del juego, no me llamara nada… Excepto algunas revelaciones que, en cualquier caso, habrían tenido mucho más impacto si esas ganas de saber más hubieran permanecido intactas.

Una banda sonora desaparecida

Análisis de Biomutant
Análisis de Biomutant

En segundo lugar, para seguir con lo que no ha gustado, y dejando las alegrías para un poco mas adelante, el apartado sonoro; es pobre. Muy pobre, diría yo. El juego cuenta con una soundtrack que, literalmente, pasa desapercibida y que. cuando te paras a escuchar, sientes que con una canción con mas fuerza todo llegaría a un nivel superior. También, a un nivel similar, está todo el apartado de sonido, el cual no impacta ni pasa mas allá de estar ahí.

Personalización a gran nivel

Y ahora si hablemos de algo que nos ha llamado la atención: el diseño del protagonista. Las opciones sin ser nada del otro mundo, pero sí muy divertidas y resultonas. En Biomutant contamos con 6 razas: Primigenio, Dumdon, Rex, Hyla, Flip y Murgel. Cada una de ellas cuenta con unos puntos fuertes o débiles distintos, y también por diferencias de rasgos físicos. Esto, a grandes rasgos, nos permitirá elegir cual se adapta mejor a nuestro estilo.

Además, esto viene complementado por las clases: Pistolero, Comando, Psicoloco, Saboteador, Centinela Mercenario. Para que os hagáis una idea, funcionarán como un complemento más para adaptar el título a nuestra forma de jugar. Otro punto aque podemos personalizar será a que elemento queremos ser más afines. O mejor dicho, tener más resistencia, funcionando sobre porcentajes y pudiendo luego al subir de nivel mejorar el resto también. Además, de modificar nuestro brazo mutado.

Un buen sistema de juego

Análisis de Biomutant
Análisis de Biomutant

En lo que respecta a como se juega Biomutant, es un ARPG. Usaremos armas con las que realizaremos combos, pero los desarrolladores tuvieron una idea que sienta muy bien al juego. Así pues, cada arma tendrá su propio sistema de combos. Son realmente llamativos y te incitan a seguir jugando y probando armas nuevas. Como no podía ser de otra forma, nos permitirán  luchar contra los enemigos y descubrir en que cambiara tu combo junto al arma.

El sistema de combate es una de las mejores facetas del juego junto a su nivel artístico y grafico. Las habilidades, el ritmo todo esto esta a un nivel más que aceptable, logrando ser muy divertido y uno de los motivos de seguir probando el juego. Otro detalle que podemos destacar, también, son las distintas monturas, vehículos y formas de viajar es otro de los alicientes para recorrer cada rincón del mundo de Biomutant.

Al final, de muy diversas formas, la obra te incita a buscar cada refugio, casa destruida o pradera para descubrir un poquito más. El juego consigue llamarte como para que viajes por él y quieras ver como cambiara el bioma si voy a este sector del mapa, o que habrá debajo de aquel árbol. Algo que puede recordar, sin llegar a tal nivel de perfección a Zelda: Breath of the Wild.

Una ambición desmedida

Análisis de Biomutant

Finalmente acabare con algo que me parece necesario. Biomutant no es ese juego perfecto y peca o peco de querer llegar a algo que el estudio. Al final se trata de un grupo de unos 20 desarrolladores que no supo medir bien y que en este su primer desarrollo quiso llegar a unas cotas que eran imposibles, sumado a los jugadores que overhypearon el juego. Así pues, nos traen un proyecto que está bien, sin destacar especialmente, pero tampoco sin ser una autentica catástrofe, aunque unos meses más de desarrollo para pulir algún pequeño punto no habría venido mal.

Se está llevando duros palos que quizá no le per tocan por el nivel de desarrollo que hablamos. Un juego que logra ser divertidísimo en muchos de sus puntos y que logra sacarte de quicio en otros. Biomutant es un proyecto que se ha dilatado mucho en el tiempo y que asombro a todos con una cinemática y un particular mundo que a todo amante del RPG y la ambientación post-apocalíptica siguiera atento a lo que se hacia. Su mayor error fue unas ganas de hacer algo grande y propio que se acabo comiendo un juego que quizá con alguna cosa menos podría haber sido muy notable.

Tiene apartados positivos, y otros tantos bastante negativos llegando al nivel de querer abandonar el juego. No obstante, entonces recuerdas una imagen del mundo. Ese mundo que te ha llegado y quieres conocer. Y entonces vuelves. Vuelves a coger el mando y aporrear a esos mamíferos con tu barra de metal, y tus poderes tóxicos. En definitiva Biomutant es un quiero y no puedo. Un juego que la ambición le jugo una mala pasada, pero que si te acercas a él consciente de esto podrás disfrutar de un juego entretenido y disfrutable.

Análisis de Biomutant. Clave de prensa para PC cedida por Dead Good PR.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 3 Promedio: 3.7)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here