Reseña de La tumba de Batman

Os traemos nuestra reseña de La tumba de Batman, un relato que funciona de forma independiente al universo DC

0

Seguimos con nuestra maratón de reseñas. En esta ocasión le toca a La tumba de Batman, una interesante historia que funciona como lectura independiente respecto al universo DC, pero con una serie de virtudes muy notables que harán las delicias tanto de los lectores novatos como de los más expertos. No obstante, de eso os hablaré más adelante. Por el momento me limitaré a deciros que el presente cómic es el resultado de un equipo con mucha experiencia: Warren Elis y Bryan Hitch.

Si queréis saber más sobre ellos, os recomiendo que le echéis un vistazo a los enlaces que os he dejado con anterioridad. Si, por el contrario, lo que queréis es saber más sobre la edición de ECC, pues os digo que me ha parecido. Y voy a decir, en realidad, lo de siempre: que han hecho un buen trabajo. Lo sé, me repito más que el ajo, pero es que no suelen cometer demasiados errores. En La tumba de Batman tampoco hay nada especialmente reseñable en ese sentido. La maquetación, los materiales, las portadas que incluyen, etc. construyen un buen tebeo a todo color y de tapa dura que encaja muy bien en casi cualquier estantería.

Portada y sinopsis

Una vez a la semana, llueva o haga sol, Alfred Pennyworth da un paseo hasta un pequeño cementerio situado en los terrenos de la Mansión Wayne. Allí cuida minuciosamente de las lápidas, los plintos y las losas de Thomas y Martha Wayne: retira las malas hierbas, los limpia y los pule. Pero… ¿Cuánto tiempo falta para que deba cuidar de otro monumento funerario dedicado a los Wayne? La investigación actual de Batman le obliga a sumergirse en la mente de una víctima de asesinato con medio rostro destruido, y por lo visto se halla en rumbo de colisión directo contra un enemigo que se ha infiltrado hasta en el último de los rincones de Gotham. ¡Al doblar cada esquina, Batman tan solo da un paso más hacia su propia tumba! En La tumba de Batman, Warren Ellis y Bryan Hitch, que forman uno de los equipos creativos más legendarios de la edad moderna, vuelven a unir sus fuerzas para relatar una historia sobre la vida, la muerte y las preguntas que casi nadie se atreve a hacer. 

Edición originalThe Batman’s Grave núms. 1 a 12 USA
Fecha de publicaciónNoviembre de 2021
GuionWarren Ellis
DibujoBryan Hitch, Kevin Nowlan
FormatoCartoné, 296 págs. A color
Precio32,00 €

Reseña de La tumba de Batman

Uno de los aspectos principales de La tumba de Batman es que funciona como una historia independiente de cualquiera de las linealidades del universo del Hombre Murciélago. Así pues, se construye como una historia que no requiere de conocimiento y/o contexto previo al Caballero de la Noche. ¿No has leído nunca un cómic de Batman? No es problema, pues aquí no tendrás que hacer acopio de un bagaje previo para disfrutar del lado más oscuro de su universo. Sabiendo esto, podemos encontrar como gran virtud su independencia. No obstante, esta misma juega en su contra, ya que le impide desarrollar su propia narrativa de forma demasiado compleja.

Se limita a unos pocos personajes y apenas ahonda en las relaciones interpersonales de Bruce Wayne o Batman. Asimismo, ignora gran parte de las repercusiones éticas y morales de sus actos a largo plazo, pues si bien es cierto que pone de manifiesto la destructiva carrera justiciera del heredero de industrias Wayne. No hay mayor introspección psicológica más que la del intrarelato entre el héroe y su enemigo de turno, dejándonos cierto vacío que no tardaremos en rellenar con la gran maestría al pincel de Bryan Hitch. No obstante, no quiero adelantar acontecimientos, así que prefiero seguir desgranando las peculiaridades del argumento.

Una historia independiente

Reseña de La tumba de Batman
Reseña de La tumba de Batman

La Tumba de Batman es, a grandes rasgos, una suerte de thriller detectivesco que dividirá su trama en tres líneas narrativas bien diferenciadas. En primer lugar, la investigación de un nuevo crimen y la aparición de una organización criminal. Segundamente, la relación de profunda lealtad y amistad que une a Bruce Wayne y Alfred, su fiel mayordomo. Y en tercer y último lugar, las muy abundantes escenas de acción que se irán sucediendo a lo largo de la historia.

Sin lugar a dudas, la primera línea es la más importante, pues es la que contiene todo el peso del argumento y el guion. Es algo crucial, ya que aunque el Hombre Murciélago no se enfrenta a demasiados retos que pongan en duda su inteligencia, le llevarán a usar algunos de sus instrumentos más avanzados tecnológicamente hablando. De esta manera, Batman irá recabando información, uniendo pistas, atando cabos y dilapidando sospechosos mientras se formula una y otra vez la misma pregunta: ¿Quién soy?

Es muy importante que tengamos en cuenta esta cuestión, aunque no de forma literal. A lo largo y ancho de todo el relato, Batman se pone en la piel de las víctimas y recrea los diversos crímenes de los que investiga. Podemos hablar, por consiguiente, de un fuerte sentimiento de introspección exterior mientras el héroe se pierde, poco a poco, entre sus víctimas

Sin referencias exteriores

Reseña de La tumba de Batman

Esta dinámica se repetirá a lo largo de todo el cómic, adquiriendo especial relevancia en las fases finales. En cierto modo, el villano de turno es algo así como una versión desmejorada del Caballero de la Noche. Sus inquietudes, su forma de proceder e, inclusive, ciertos aspectos de su pasado son muy similares. La principal diferencia son el enfoque y los ideales. Cada uno lucha por lo que considera correcto, entrando en una suerte de dicotomía moral en la cual —todo sea dicho— no es demasiado difícil tomar partido. La duda es exigua, aunque es posible que tengamos algún momento de debilidad.

Así pues, podemos definir el cuerpo principal de la historia como una especie de novela de misterio policial con pequeños trazos de psicología. Muy nimia, eso sí. De hecho, casi todas las pinceladas que se arrojen sobre la psique de Batman y Bruce Wayne las aportará Alfred, el fiel mayordomo de la familia. A través de sus consejos, sus batallitas de la guerra o sus chistes fáciles iremos desgranando, poco a poco, los mecanismos que hacen funcionar al hombre que está detrás de la máscara.

En cierto modo, Alfred es el coprotagonista de la historia, si bien es cierto que —en realidad—no pretende serlo. No obstante, es inevitable, pues la ausencia de cualquier referencia a héroes amigos, discípulos, amantes, etc. deniega cualquier atisbo de complicidad entre Batman y los demás. Destaca, en ese mismo sentido, el agente Gordon, con quien mantiene una relación más cercana y menos oscura de lo habitual. Aquí hablan e intercambian ciertas inseguridades personales de forma relativamente cómoda. Tal vez no se definan como amigos, pero están muy cerca de serlo.

Crimen y castigo

Reseña de La tumba de Batman
Reseña de La tumba de Batman

Sea como fuere, durante todo ese proceso presenciaremos, de primera mano, la dualidad entre el crimen y el castigo, encontrando vestigios de oscuridad en los cuerpos de policía de Gotham. No es una novedad, y el propio autor nos lo deja saber a través de los diálogos de Batman y Alfred. Aun con esas, el Caballero Oscuro no se detiene. Confía en solo unos pocos, pero mantiene la mirada hacia el frente; su empeño por conseguir lo que él considera la paz se mantiene férreo e indómito.

Todo esto es cierto, pero también es verdad que se nota que está cansado. Dialoga menos y pega más. Este es un Batman que, si bien es cierto que rehúsa la muerte en cualquiera de sus formas, no tiene ningún reparo en partirle los dientes al villano de turno. Golpea primero y pregunta después. Esa es su dinámica. Y lo cierto es que le sienta genial, porque Bryan Hitch hace un trabajo estupendo con el pincel. Su estilo se adecúa a las proporciones típicas del cómic americano, con personajes mayormente corpulentos y expresiones duras. Asimismo, destila cierto aire cinematográfico, aunque sobre todo por su modo de cartografiar las escenas de acción.

El acabado es excelente y, en líneas generales, tanto la maquetación como la distribución de los paneles de texto y diálogos, o las propias viñetas, es de gran calidad. Es un dibujante notable que domina muy bien las escenas de acción y dota a todos los personajes de mucha personalidad. El cómic tiene movimiento y es claro. Se entiende todo a la perfección. Diría, como mucho, que le falto algo más de visceralidad. Un poco más de sangre y cierto toque gore le habrían sentado muy bien.

Reseña de La tumba de Batman. Conclusiones

Reseña de La tumba de Batman
Reseña de La tumba de Batman

La tumba de Batman se perfila como un gran cómic para novatos y expertos. Los primeros encontrarán una historia relativamente sencilla, pero con una buena carga dramática, y muchas secuencias de acción. Es un tebeo dinámico y directo que se disfruta, sobre todo, leyendo de una sola sentada. No exige saber demasiado sobre Batman más allá de su pasado o su sentido de la justicia. Por ejemplo, si has visto cualquiera de sus películas, te enterarás. Los más expertos encontrarán que hay una falta de cohesión para con el resto de historietas de Batman, pero es que funciona así: como un relato independiente de la linealidad.

Destaca por eso, aunque también se queda cojo de referencias. No hay ninguna mención al resto de sus aliados y conocidos. Parece, casi, como si no existieran. Se omite por completo el resto del universo DC y se centra, por completo, en Batman, Gordon, Alfred y el villano de turno. No hay nada más, lo que nos impide disfrutar de una narración más profunda. En cualquier caso, destaca y cumple su cometido.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here