Inicio Anime Pokémon: Ash y sus posibles equipos

Pokémon: Ash y sus posibles equipos

0

¡Ash y su equipo Pokémon ideal!

¡Hola, muy buenas! Recientemente, por mera diversión, comencé a ver Pokémon desde el principio. Sí, tal vez sea una locura, pero era algo que llevaba queriendo hacer desde hacía ya algunos meses. De hecho, al rememorar el pasado, me percaté de detalles que había pasado por alto cuando era niño. Por ejemplo, y una de las cosas más evidentes, es que, en realidad, Ash nunca aprovecha a sus Pokémon. Esta es, probablemente, una de las afirmaciones que más se han repetido a lo largo de la serie. Han sido muchos los que, con el tiempo, han mostrado su disconformidad en cuanto a sus equipos. El joven de pueblo Paleta capturó a verdaderas bestias de asedio, pero nunca ha terminado de exprimir su potencial.

Greninja, su más reciente Pokémon insignia, es un ejemplo muy claro. La rana ninja favorita de los japoneses demostró una fuerza tremenda. Se convirtió, rápidamente, en un verdadero dolor de cabeza para sus rivales. Fue, probablemente, uno de sus compañeros más valiosos en términos de combate. Derribó a múltiples enemigos, era dueño de una gran habilidad y su fuerza no era nada desdeñable. No puedo evitar preguntarme, a raíz de esto, lo siguiente: ¿Y si siempre fuese así? De haber usado a sus mejores Pokémon, la historia de su vida sería diferente. Estaríamos hablando, probablemente, de uno de los mejores entrenadores del mundo Pokémon.

Aviso: si no habéis visto las última temporada del anime, es posible que os encontréis con algún que otro spoiler. En otro orden de cosas, solo he tenido en cuenta el anime. El videojuego, y el metagame de los mismos, no ha sido considerado.

¿Su mejor equipo Pokémon? Posibilidades

A continuación, y como curiosidad, he querido ahondar un poco más en el tema. Ash siempre ha sido entrenador muy sentimental y muy poco práctico. De hecho, la decisión de cambiar de Pokémon al cambiar de región dice mucho de él. Sin duda alguna, esto se remite a razones comerciales, pero omitiré este tipo de detalles. Quiero centrarme, única y exclusivamente, en lo relativo a la historia. El hecho de que siempre tenga diez años, que cambie de Pokémon, etc. responde a razones de mercado. Estas, por razones obvias, son algo que quiero omitir. Sin mayor dilación, comencemos.

En primer lugar, Ash es un entrenador que ha dejado pasar a grandes Pokémon frente a sus ojos. Omitiendo el universo cinematográfico y a los legendarios, han sido grandes Pokémon los que han desfilado ante él. Trataré de omitir, empero, a algunos de los que dejó marchar cuando, literalmente, le estaban acompañando. Así mismo, también haré mención a las evoluciones finales, y no solo a los que tenía disponibles. En resumidas cuentas, estamos ante un «y si…» de Ash y sus Pokémon.

En lo más alto, el big three

Charizard – Uno de los Pokémon más queridos, y mi favorito. El Charizard de Ash ha demostrado tener una gran fortaleza y vigor. Su poder de combate ha quedado más que demostrado en más de una ocasión. Probablemente, sea, si no el que más, uno de sus compañeros más poderosos. Juega en su favor su experiencia de combate y su convivencia con los Charizard salvajes. Su carácter competitivo lo convierten en un poderoso adversario. Su relación, la confianza mutua entre ambos, etc. la hace más que viable. La existencia de Mega Charizard lo hacen un más que digno miembro del top 3.

Greninja – Greninja, por méritos propios, se ha convertido en uno de los Pokémon favoritos del público nipón. Es tremendamente poderoso, y lo ha demostrado con creces en numerosas ocasiones. Así mismo, es un Pokémon veloz y extremadamente hábil. Ciertamente, se trata de uno de los más fuertes a los que jamás ha entrenado. De hecho, rivaliza seriamente con Charizard y su posible Raichu. Posee, y no es algo que se debe obviar, una gran relación con Ash. Entrenador y Pokémon se entienden a las mil maravillas, y esto le permite adaptarse con gran acierto a sus estrategias.

Raichu – El buque insignia de Pokémon, su gran figura, su protagonista más destacado. El Pikachu de Ash, por méritos propios, es una gran baza a su favor. Tiene una gran experiencia en combate y un sinfín de aventuras a sus espaldas. Tiene una gran sincronía con su entrenador, y su fuerza de voluntad lo convierten en una verdadera amenaza. Además, pocos Pokémon de tipo eléctrico, por no decir ninguno, son los que ha atrapado con el paso del tiempo. De haber evolucionado, estaríamos hablando de uno de los Pokémon más poderosos de Ash.

En segundo lugar, la crème de la crème

Sceptile – Vencer al Darkrai de Tobias no es algo de lo que muchos Pokémon puedan presumir. El Sceptile de Ash, sin duda alguna, es uno de sus compañeros más fuertes. Su agilidad, su entrega y su potencial de combate lo acercan, peligrosamente, al top 3 de sus mejores Pokémon. De hecho, sería una de las mejores opciones en gran multitud de combates. La existencia de la Mega Sceptile juega mucho en su favor.

Garchomp – No me lo quiero ni imaginar. Garchomp es, probablemente, uno de sus Pokémon más poderosos, potencialmente hablando. El dragón de de tierra podría haber sido una verdadera pesadilla para los rivales de Ash, ¿os lo imagináis? Yo sí, y da miedo. Ademas, podría contar con una megaevolución.

Gengar – ¿Recordáis al simpático Haunter que le ayudó en su combate contra Sabrina? Yo sí, y me maldigo por ello. Ash hizo muy buenas migas con el Pokémon fantasma, y jamás comprenderé por qué no lo atrapó. En el anime, los Pokémon tipo psíquico siempre han demostrado tener un gran poder. La presencia de un tipo fantasma, su enemigo natural, se vuelve, por lo tanto, imprescindible. Velocidad, variedad de ataques, capacidad de combate, astucia… Gengar tiene todo lo que se le puede pedir a un Pokémon en el anime.

En tercera posición, sus mejores recambios

Talonflame – En la memoria de muchos queda el combate contra Moltres. Estamos hablando de una ave legendaria, y fue capaz de derrotarla. Ciertamente, el ave de fuego es una grandísima opción ante, casi, cualquier combate. Juega en su contra, probablemente, la presencia de Charizard, quien —comparten tipo se sitúa por delante de él en experiencia y poder.

Tyranitar – Tengo que admitir que, de haberse quedado con Tyranitar, Ash habría sido… Mala persona se queda corto. Por otro lado, también es cierto que estuvo cuidando de Larvitar durante un tiempo. De hecho, creo recordar corregidme si me equivoco que se terminaron encariñando. Ciertamente, creo que habría sido una incorporación brutal para su equipo. Su tipología, además, lo convertía en una poderosa variante táctica. Tyranitar, desde siempre, ha sido un Pokémon extremadamente poderoso.

Heracross – Pocos Pokémon del tipo bicho han demostrado tanto como el Heracross de Ash. Análogamente, el escarabajo siempre ha sido uno de los que mayor ambición ha demostrado. Fuerte, tenaz y resistente, así le podríamos definir. En algunos combates determinados podría resultar, a decir verdad, de gran utilidad. De los tres mencionados, Talonflame, Tyranitar y Heracross, este este último el que se lleva la peor valoración. Aun así, sigue siendo una opción muy buena. Mega Heracross es otro cantar.

En cuarto lugar, algunas variantes tácticas muy destacables

Venusaur y Blastoise – Aunque son numerosos los Pokémon del «trío de iniciales», me he decantado por Venusaur y Blastoise. Ambos, aun en sus formas iniciales, demostraron un gran potencial. El hecho de no evolucionar jugó mucho en su contra, pero estoy seguro de que habrían sido más que dignos. Meganium, Typhlosion o Feraligart podrían haber sido buenos combatientes, pero creo que destacan menos que sus contrapartes de primera generación. La existencia de sus megaevoluciones es un factor a tener en cuenta. Por otro lado, es posible que Greninja y Sceptile los dejen en un segundo plano, pero son más duros y resistentes que estos, por lo que podrían tener, perfectamente, su sitio.

Noivern – La presencia de Greninja, probablemente, hizo que Noivern pasase algo más desapercibido. No hay que olvidar que este dragón, empero, pudo hacerle frente nada más y nada menos que a un Zapdos. Siempre ha demostrado grandes aptitudes para el combate, y su potencial está ahí. La presencia, empero, de un posible Garchomp hace que su posición no sea tan elevada como podría. Lo mismo le sucede, por ejemplo, a Goodra.

Krookodile – Ni el Dragonite de Iris, una verdadera bestia de demolición, fue capaz de parar al Krookodile de Ash. Aunque bien es cierto que venció en el último momento, y tras evolucionar, la hazaña queda ahí. Es un Pokémon, en resumidas cuentas, poderoso. El siniestro cocodrilo de tierra representa una verdadera amenaza para el equipo enemigo.

SnorlaxResistencia. Snorlax es una verdadera bestia; simple poder bruto. Su gran aguante, su capacidad de hacer daño, su capacidad de soportar ataques enemigos… Snorlax, con todas las de la ley, tiene derecho a estar aquí. Es, probablemente, su mejor Pokémon de tipo normal. Además, su hiperrayo y su golpe cuerpo no son ninguna tontería.

Menciones

Infernape

Como curiosidad, existen otros tantos Pokémon a los que se podría haber destacado. A pesar de no haber sido incluidos entre sus mejores variantes, podrían haber sido variaciones muy peculiares. Algunas, como Muk, cuentan con un punto a su favor por su tipo y sus cualidades defensivas. Las menciones que me gustaría destacar, finalmente, son: Muk, Goodra, Kingler, Seismitoad y Swellow. Existen, además, otros dos Pokémon a los que me gustaría destacar como mención. Son los siguientes:

Serperior – Es cierto que Snivy no llegó a mostrar demasiado, pero es un caso bastante particular. Aunque es un Pokémon que no destacó demasiado, existe un claro ejemplo de lo que podría haber llegado a ser: el Serperior de Trip. Este demostró una gran capacidad de combate gracias a malicioso y rayo solar.

Infernape – El Infernape de Ash, en más de una ocasión, ha dejado su sello. Su temperamento, su habilidad Mar Llamas y su tipo lucha hacen que se destaque de entre todas las menciones. Su principal problema son Charizard y, en segundo lugar, Talonflame. El tipo fuego juega en su contra, mas podría tener algo que decir en combates en los que el tipo lucha sea algo necesario.

Su posible mejor equipo

De haber mantenido y/o atrapado a algunos de los Pokémon mencionados, mi elección final y personal sería la siguiente: en primer lugar, y como sexteto inicial, estarían Charizard, Raichu, Greninja, Sceptile, Garchomp y Gengar. Sería un equipo equlibrado y con capacidad de enfrentar a muchos tipos de adversario. Como principales recambios colocaría a Tyranitar, Heracross y Blastoise, dejando a un lado a Venusaur, Snorlax, Noivern y Krookodile.

De entre estas nueve principales, hay tres que no ha evolucionado (Pikachu, Squirtle y Gible) y uno al que ha, en cierto modo, liberado (Greninja). Así mismo, de entre estos, hay dos a los que no capturó (Haunter y Larvitar), pues los dejó marchar. Por otra parte, hay otros dos a los que llama de cuando en cuando (Charizard y Sceptile) y un último al que reclama de forma menos frecuente (Heracross). De los otros cuatro que quedan, esas otras opciones que he dejado en un segundo plano, pero perfectamente válidas, la situación es peculiar. Krookodile y Noivern no llevan demasiado tiempo en el olvido, pero Snorlax sí. A Bulbasaur, y ya para ir terminando, tampoco lo ha evolucionado.

Finalmente, ¿qué habríais cambiado de mis elecciones? De entre todos sus Pokémon, tras varias consideraciones, me he quedado con un equipo de seis con tres posibles recambios y otras cuatro terceras opciones. ¿Estáis de acuerdo con mis elecciones? Bueno, sin nada más que decir, espero que os haya gustado. Un saludo, ¡y hasta la próxima!

P. D. Agradecimientos especiales a Comic~sans, porque las largas horas de viaje en coche y las conversaciones de Pokémon no han sido en balde.

[Total: 2   Promedio: 5/5]

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here