“Madame Curie”, review sin spoilers

0

El próximo 4 de diciembre llega a salas de todo el país Madame Curie, un biopic centrado en la figura de Marie Curie. Nosotros hemos tenido ocasión de verla en un pase de prensa organizado por A contracorriente Films y en esta entrada os contamos qué nos ha parecido.

Madame Curie, un biopic con vocación documental

Algunos de los mayores avances de la historia de la humanidad han sido utilizados con fines de dudosa moralidad. Y es que aquello que muchos suelen definir como “el progreso” suele esconder efectos adversos que el tiempo no tarda en poner de manifiesto. Es evidente que muchas cosas podrían ser diferentes en función de la interpretación que se haga de ellas, pero parece igual de claro que mientras exista el ser humano lo maquiavélico será siempre una opción.

El cine ha encontrado siempre en grandes personalidades un lugar donde refugiarse. Así es como en infinidad de ocasiones el biopic es un recurso idílico para que estudios sigan creando productos ante la falta de nuevas ideas. Quizá por ello, durante los últimos años, hemos recorrido las vidas de personalidades como las de Freddie Mercury, Stephen Hawking o la, recientemente fallecida, jueza Ruth Ginsburg.

Hoy es el turno de Marie Curie, una de las mujeres más brillantes en el campo de la ciencia por sus avances en materia de radioactividad. Una excusa perfecta para indagar en el paso de la científica polaca por París y las connotaciones de sus avances a nivel social. De este modo, la cinta tiene a bien mostrar una estructura que profundiza en el drama de su protagonista pero que lo intercala con secuencias que la aproximan más al documental informativo.

Y es que esta composición narrativa parte el ritmo del relato. Madame Curie (Marjane Satrapi, 2019) parece empeñada en mostrar al espectador algunas de las atrocidades y también ventajas que tuvieron los hallazgos -desde la bomba nuclear de Hiroshima hasta las máquinas de rayos X-. Una decisión un tanto cuestionable que por momentos puede sacar al respetable de la cinta.

Madame Curie

Una Rosamund Pike fantástica

Puede que a nivel narrativo la cinta cuente con algún altibajo, algo que no se replica en la parcela interpretativa donde Rosamund Pike brilla con luz propia. La actriz inglesa siempre se ha caracterizado por hacer una gran labor delante de las cámaras, pero quizá nunca había contado con un papel protagonista con tanta enjundia como el que hoy nos ocupa. Ella es, literalmente, la razón de ser de la película.

Su interpretación está repleta de matices. Desde los inicios en que construye el personaje como una mujer hecha a sí misma y con la imperiosa necesidad de demostrar su valía -algo entendible dada la trayectoria del hombre y la mujer a lo largo de la historia-, hasta su faceta más emocional aquí representada por su relación con su marido e hija. Rosamund Pike está absolutamente fantástica.

A su vez, el diseño de producción ha sido realmente cuidado, así como también el trabajo de caracterización de los personajes (la propia Curie en diferentes etapas de su vida es un claro ejemplo de ello). Algo que ayuda a entrar en contexto y dar veracidad a aquello que se pretende contar.

Veredicto

Madame Curie es una película con luces y sombras. Todo y contar con una interpretación soberbia de Rosamund Pike, no consigue ejecutar una estructura narrativa sólida. Su clara apuesta por las píldoras informativas le resta algo de empaque a su parcela más puramente dramática.

[Total: 1   Promedio: 5/5]

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here