Ciclo II – Personajes femeninos del cine [1.ª entrega]

Personajes que sí son un modelo a seguir en la construcción de personajes femeninos en el mundo del cine

0

¡Hola, muy buenas amantes del cine! Regresamos, una vez más, con nuestro ciclo de personajes femeninos. El pasado 8 de marzo, como ya sabréis, fue el día de la mujer. Así pues, comenzamos con la que queríamos que fuese una serie de artículos centrados en figuras femeninas en diversas artes. Nuestro primer paso quedó trazado bajo el marco de la cultura nipona tomando, como referencia, anime y manga. La idea era revelar un conjunto de personajes con una construcción independiente, sana y carente de prejuicios; figuras que retan los arquetipos sociales en favor de una imagen positiva y real de la mujer. Hoy nos centraremos en mujeres del cine.

La situación no es tan grave —por denominarlo de alguna manera—, pero sigue siendo un medio de producción artística con una marcada tendencia machista y comportamientos netamente sexistas. No obstante, una vez más, no nos centraremos en eso. Hablaremos de aquellos personajes femeninos del cine que sí representan a la mujer de manera fiel. Antes de comenzar, me gustaría agradecerle a Laura Morales su incuestionable ayuda, pues de otra forma no podría haber acometido la escritura de este segundo ciclo. Dicho esto… ¡Comencemos!

Hermione Granger

Personajes femeninos cine

Inteligencia, valor y entrega. Hermione Granger es eso y mucho más, pero nos hemos decantado por ella por lo que significa tanto dentro como fuera de la gran pantalla. Y es que Hermione, gracias al gigantesco impacto de Harry Potter, se convirtió más pronto que tarde en un icono popular. Prontamente, demostró ser una mujer de armas tomar y con una personalidad muy bien definida. Nos gusta Hermione porque representa a una mujer real, con sus virtudes y sus defectos, nunca se supedita a la figura de un hombre. Para empezar, Granger es uno de los personajes —sino la que más— inteligentes de la franquicia, pero por méritos propios. Estudia muchísimo y se esfuerza una barbaridad.

Así pues, hablamos de una mujer culta y entregada a sus ideales, ya sean la defensa de criaturas en una situación desfavorecida o los estudios. Pero no podemos resumir a una de las magas más talentosas de Hogwarts a una gran estudiante. Aunque sean muchas las voces que busquen acallar su importancia, Hermione es la principal baluarte del equipo conformado por nuestro trío de magos preferidos. Es, sin lugar a dudas, la figura más destacada del equipo, pues en no menos de una ocasión les ha salvado de una muerte segura. No es príncipe ni princesa; es simplemente ella, una maga. Todos se ayudan; su relación, con sus más y sus menos, no es tan tóxica como en otras franquicias.

Además, posee una amistad muy sana con Harry; pone de relieve que es posible ser amigos sin segundas intenciones. Por otro lado, enfatiza la lucha de clases y resalta y lucha contra comportamientos sociales tan nocivos como el racismo. Asimismo, posee una gran profundidad, pues está cargada de virtudes, pero también de defectos. Por ejemplo, es inteligente, pero pedante. No solo eso, sino que debido a su posición, tiende a ser mandona y a responder con mal humor. Con todo, destaca por su gran fortaleza mental, por su gran convicción en aquellos sus ideales y por no depender de una figura masculina para destacar. Hermione es Hermione con o sin nadie a su lado.

Katniss Everdeen

Personajes femenistas del cine

Katniss es, como poco, uno de los iconos populares más destacados de los últimos gracias al impacto de Los Juegos del Hambre tanto en el cine como en la literatura. No obstante, no nos hemos decantado por ella solo por esto. En primer lugar, Katniss es un personaje tremendamente realista. Para empezar, no está exenta de virtudes o defectos; está muy equilibrada. Como concepto, además, expone una serie de ideas muy interesantes. Por un lado, representa la imagen de la mujer guerrera en su más pura expresión. Armada con su arco, su pericia y su valentía, se enfrenta a un universo agresivo en donde la muerte está a la vuelta de la esquina.

Su figura, más pronto que tarde, se convierte en la efigie de la revolución. Con todo, esa rebelión es interna. Lejos de lo que cabría esperar, sus motivaciones son egoístas: lucha por y para ella. Lo único que le importa, en realidad, es su hermana. De esta forma, nos encontramos con una muchacha decidida como pocas, pero que se mueve por sus propios intereses. Lejos de lo que cabría esperar, esto no es malo. Al contrario. Pone de manifiesto una personalidad real y muy bien cimentada. Asimismo, supera con amplitud el archiconocido Test de Bechdel; su presencia no está supeditada a la de un hombre. Sus temas de conversación son varios. Por ejemplo, la misma supervivencia o la política.

De hecho, es al contrario. Son los demás quienes hablan de ella. Por méritos propios se convierte en un icono dentro de una sociedad clasista. Se sitúa al frente de todo el mundo y, sin dejar a un lado su humanidad, se enfrenta al mismo infierno. Habría quien pudiese esgrimir el argumento del amor en su contra, pero sucede lo mismo; es al contrario. Katniss protagoniza un amor egoísta y que representa el miedo más común del ser humano: el abandono y la soledad. En resumidas cuentas, Katniss ejemplifica la visión no solo de una mujer, sino de un personaje realista. Por eso nos gusta.

Bruja Blanca

Personajes femeninos cine

No todos los personajes tienen porque nacer bajo la heráldica de la justicia, y sino que se lo digan a la Bruja Blanca. La inconfundible archienemiga de la familia Pevensie en El León, la Bruja y el Armario es uno de nuestros personajes favoritos dentro de la literatura juvenil. De buenas a primeras, se opone a esa figura de mujer trágica y malvada, pero de buen corazón. Por desgracia, estamos muy acostumbrados a villanas de turno cuya maldad es origen de un mal de amores; el origen de su oscuridad queda resumida en un hombre que la abandonó por un motivo u otro. La Bruja Blanca no es así, y por eso nos gusta tanto. Hay entidades y personalidades malvadas per se. No necesitan de un mayor razonamiento que el orgullo, las ansias de poder o el puro placer.

La Bruja Blanca es uno de esos personajes, pero está muy bien construido. Su maldad queda remarcada en sus deseos de gloria y gobierno. Es cruel, apática y fría, pero muy inteligente. Se regodea en su poder y gobierna con puño de hierro ante aquellos que osan hacer frente a su cólera. Aunque pueda parecer contradictorio, muchas veces eso es lo que pedimos: personajes que no dependan de un hombre en su definición. La Bruja Blanca es una mujer de armas tomar, decidida y muy segura de sí misma. No necesita desprender sensualidad o hacer de femme fatale para establecer su gobierno; es la figura imperativa del miedo.

No solo eso, sino que posee un diseño muy sobrio y realista (dentro de lo que cabe) en el universo de las Crónicas de Narnia. Por si fuera poco, supone una revolución dentro del género de la literatura fantástica, pues este tiende a estar dominado por villanos y protagonistas masculinos. Refuerza la idea de que las mujeres pueden —que esto se ponga en duda a día de hoy es algo que me sigue doliendo— desempeñar papeles protagónicos desde cualquier lado de la balanza sin la necesidad de una figura masculina que la acompañe.

Ciclo de personajes femeninos del cine [primera entrega]

¡Y hasta aquí la primera entrega del segundo ciclo de personajes femeninos! Recordad que podéis visitar el primer ciclo, dedicado a las mujeres en el anime, en el siguiente enlace. En nuestra siguiente entrega, correspondiente al tercer ciclo, hablaremos de las mujeres en el mundo de los videojuegos. Antes de cerrar, me gustaría agradecer —una vez más— a Laura Morales su inestimable ayuda, pues de otra forma habría resultado imposible escribir el presente artículo. Sin nada más que decir, ¡espero veros pronto de nuevo por estos lares!

[Total: 4   Promedio: 5/5]

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here