Análisis: Syberia: The world before

Hoy toca analizar la última entrega de la mítica saga Syberia. Analizamos Syberia: The world Before.

0

Este 2022 ha significado la vuelta de una de las sagas más míticas como es Syberia. Tras cinco años desde esa tercera y, hasta la fecha, última entrega, llega Syberia: The world before.

Análisis de Syberia: The world before. Datos básicos

Análisis: Syberia: The world before
Análisis de Syberia: The world before

¡Hola gente! Regreso con un nuevo análisis bajo el brazo. Hoy toca hablar de Syberia: The world before, el último juego de la saga Syberia. Además, el juego ha sido publicado un año después del fallecimiento de su creador, el ilustrador belga Benoît Sokal (1954-2021). También os destaco que fue desarrollado y distribuido por Microids.

Para quien desconozca la saga, nos encontramos ante una de las más clásicas del mundo de los videojuegos. Consta de cuatro entregas principales y son historia dentro de la categoría «novela gráfica», donde su protagonista, Kate Walker, nos cuenta su apasionante viaje. Si queréis haceros con Syberia: The world before, lo tenéis disponible en PS4 y PS5, Nintendo Switch, Xbox One, Steam y Epic Games

La historia recupera su nivel

Análisis de Syberia: The world before | Kate Walker vuelve a ser la protagonista de esta entrega

La historia prosigue justo donde acaba la tercera entrega, hasta ahora la última y que parecía que cerraba todo. No obstante, este Syberia: The world before trata de dar a conocer la vida tras toda la aventura de la trilogía de la protagonista. Si no habéis jugado a ellos (que ya tienen su tiempo), no os preocupéis. Al arrancar el juego, desde el menú principal, existe la opción de ver un video que resumen todo lo vivido en estas entregas anteriores.

Además, en esta ocasión recupera el ritmo y la calidad que parecía haber perdido con la última entrega (la más floja por la crítica). Para ello se ha servido de novedades narrativas que ayudan a darle más profundidad, principalmente la posibilidad de jugar un segundo personaje. En esta ocasión, no solo conoceremos la historia de Kate Walker, también la de Daha Roze. Una joven pianista que vive la década de 1930 en su país natal ficticio de Osthethal (una mezcla entre Austra y Checoslovaquia).

En este sentido, Kate Walker iniciará su viaje con el fin de conocer quién es esta chica. Para ello, como comentaba, podremos jugar como Daha Roze y conocer esa Europa de entreguerras donde, poco a poco, va ascendiendo la Sombra Marrón [lo que viene a ser el partido Nazi]. A su vez, podremos experimentar la persecución que vivieron los judíos [en el juego representan a los habitantes de Vaghen, de donde es Daha].

En general, me ha gustado bastante porque siempre quieres saber más. Aunque es cierto que, a medida que avanzas, el final se puede anticipar y es algo previsible pese a los giros de guion que hay. La banda sonora, a cargo de Inon Zur es fantástica y acompaña genial la experiencia de juego. 

La jugabilidad y apartado técnico

Análisis: Syberia: The world before
Análisis de Syberia: The world before | Con Daha viviremos la década de 1930

Esta es una de las facetas donde más claroscuros he encontrado en líneas generales. ¿Por qué? Porque en apariencia luce muy bien, pero a medida que avanzas se notan algunos errores (detalles) que se deberían mejorar. Ojo, se puede jugar sin ningún tipo de problema y los gráficos se mueven bien, no quiero generar una falsa alarma.

Empiezo con la jugabilidad. La clave que he analizado era para Steam, pero he jugado con mando de PS5 (completamente compatible, detalle que me gusta mucho). En general funciona bien, aunque en ciertos espacios cerrados, el juego de cámara es incómodo al ser demasiado rígido. Como consecuencia, nos impide ver con comodidad el entorno, lo cual es clave para encontrar pistas que nos ayuden a resolver los rompecabezas. Además, al no poder mover bien la cámara no vemos los caminos y nos chocamos con «barreras invisibles» algo tediosas de salvar.

En cuanto a las misiones, las principales son bastantes sencillas y lineales. De hecho, el nivel general del juego es extremadamente fácil, aunque tenemos la ocasión de pedir pistas (manifestadas en pensamientos en alto de Kate) que nos ayudan. Cuanto más ayuda pidamos, la pista será más «evidente» para evitar estancar la historia. Pese a que los niveles son cerrados y se dividen en «capítulos», en todos tenemos una pequeña porción de libertad a través de las secundarias. No son obligatorias, pero si las hacemos podremos encontrar objetos e información adicional útil para futuros rompecabezas y completar más la narración.

Un buen apartado técnico

Análisis de Syberia: The world before

El motor gráfico que utiliza Syberia: The world before es el «Unity», motor conocido por ser el que montan juegos como Pokemon Diamante brillanteKingdom Hearts: melodía de la memoriaCuphead. Luce fantásticamente bien en el PC y los escenarios son mágicos. Los niveles a campo abierto con la luz y los modelados faciales, al estilo cartoon, personalmente, me han gustado bastante.

Lo negativo es que, en ocasiones, la renderización no es óptima y vemos pérdidas de textura en los entornos. Un paseo por el bosque y la hierba no carga en un primer momento, teniendo que avanzar para que complete la carga. Es cierto que suele focalizarse en los puntos lejanos, lo que permite pasar desapercibido si no te fijas.

Análisis de Syberia: The world before. Conclusiones

Análisis de Syberia: The world before
Análisis de Syberia: The world before | Disponible para la mayoría de plataformas

Syberia: The world before recupera el una saga que tuvo un final algo anticlimático para buena parte de sus seguidores tras una tercera entrega algo lejos de las dos primeras. La historia tiene buen ritmo, nos muestra una nueva faceta de Kate Walker y presenta a una Daha Roze carismática y entrañable. Todo ello en una duración total de 8 horas (ampliable a 10 si hacemos todas las secundarias).

De hecho, más allá de poder jugar con ambas, lo que es un acierto, me ha gustado mucho el tratamiento del contexto de D. Roze. Ayuda mucho que un tema tan oscuro como el ascenso del nazismo y la persecución judía se trate con la dureza con la que muestra la realidad de entonces. Una buena forma de comprender el horror que se vivió. La jugabilidad es buena y con un gran balance entre el peso de las primarias y secundarias. La banda sonora es otro de los puntos fuertes porque acompaña de manera sublime la narración y es preciosa.

Los puntos más débiles los encuentro en la cámara tan rígida y tosca que incomoda mucho en espacios cerrados. Tampoco me gusta que la dificultad del juego sea tan sencilla, no me hubiera importado algún rompecabezas más desafiante. Por último, el tema de las texturas que, siendo solucionable, es un detalle importante a mejorar.

Por tanto, mi calificación final es…

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here