Análisis de Roadwarden | Un RPG que recuerda al rol más clásico

Toca el análisis de Roadwarden, el último juego de Moral Anxiety Studio. Un RPG basado en texto ambientado en un mundo medieval de fantasía.

0

¡Hola gente! Estos días he podido jugar al último lanzamiento de Moral Anxiety Studio y Assemble Entertainment. Roadwarden es un RPG basado en texto, de los que recuerdan a los clásicos juegos de rol de mesa donde hay que leer mucho. Se ambienta en un mundo de fantasía medieval donde interpretamos el papel de un vigilante de caminos o roadwarden. Que no os engañe el estilo artístico pixel-art porque el mundo que se nos presenta es sombrío y alberga todo tipo de males.

Este indie salió el pasado 12 de septiembre y podéis haceros con él en Steam. Solo ha salido para plataformas PC y está a un precio de 10,99€. Eso sí, ya os aviso que para poder disfrutarlo lo mejor posible vais a necesitar un nivel alto de inglés porque no tiene traducción al español (ni a ningún otro idioma).

Análisis de Roadwarden; un RPG de los de papel y lápiz con una historia potente

Análisis Roadwarden

No es de extrañar que comience el análisis de Roadwarden hablando de la historia. La narrativa en los RPG es fundamental, más si encima basas tu historia en texto y decisiones que tomar. La premisa del juego nos coloca con el encargo de un poderoso gremio de mercaderes que busca expandir su imperio comercial. Para ello tendremos que explorar una misteriosa península donde habitan todo tipo de misterios y criaturas. Evidentemente, nuestra función será despejar los caminos, crear conexiones entre los habitantes y descubrir una misteriosa desaparición.

La narrativa es rica y absorbente, enseguida empiezas a adentrarte en la península donde las ubicaciones que visites lo haces siguiendo tu criterio. Ahora bien, conviene explorar y hablar con todo el mundo, ya que así conseguiremos todo tipo de información que nos será realmente útil. A priori puede parecer que va a ser una aventura calmada, pero puede complicarse si no vamos lo suficientemente preparados. Cada zona tendrá una dificultad distinta aunque todas esconden algo. La trama y el propio gameplay te invita a recorrer todo, pero siempre está la opción de ir al grano.

La jugabilidad es sencilla y bien ejecutada

Análisis Roadwarden

La jugabilidad se basa en el texto, así que no esperéis grandes cinemáticas. No obstante, tiene más profundidad de la que podamos imaginar en un principio. Antes de comenzar la aventura tendremos que elegir nuestro arquetipo de personaje: cazador (recomendado para los novatos), mago y erudito. Cada uno tendrá unas características propias que afectará a cómo planteamos la aventura, en la manera que afrontamos los desafíos que van apareciendo.

Paralelamente, tendremos cuatro atributos a los que prestar atención: salud, comida, atuendo y aseo. Cada uno afectará considerablemente al desarrollo de las interacciones. Por ejemplo, si no cuidamos nuestro atuendo la gente nos percibirá como un vagabundo y no como un roadwarden serio; al igual que si no nos duchamos, la gente se apartará y no podremos hablar con ellos y no tendremos información. Con la comida y la salud es obvio, si no comemos perdemos vida y morimos.

La gestión de los recursos también es importante tenerla en cuenta. El paso del tiempo que gastamos explorando hará que anochezca, lo que nos obligará a buscar un refugio que más vale que esté cerca o tengamos recursos para montar una tienda en un sitio seguro. Los caminos en la oscuridad pueden ser peligrosos.

Un apartado artístico bonito

Análisis Roadwarden

El apartado artístico corre a cargo de un pixel-art en perspectiva isométrica que nos ilustra los diferentes escenarios. Personalmente me ha gustado mucho, usa una gama cromática en marrón que le queda bien chulo. Aunque hay una variedad justa ya que los escenarios de caminos y algunos pueblos se asemejan demasiado y puede dar la sensación de repetir continuamente lo mismo.

Por parte de la banda sonora, no me ha parecido mala aunque algo repetitiva en los ritmos. Aunque no esta mal para ambientarnos en la lectura y profundizar en los diálogos. Al basar todo en el texto, me hubiera gustado una banda sonora algo más profunda en algunos aspectos, pero cumple para ambientar.

Análisis de Roadwarden | Valoraciones finales

La duración se puede alargar hasta fácil las 20 horas de juego. Es una historia buena, sobre todo si tenemos en cuenta el precio de venta que tiene. Es un indie que ha pasado desapercibido más de lo que debiera por su calidad, aunque entiendo que sin traducción al español se puede hacer muy cuesta arriba su jugabilidad. Ojalá se plantee en un futuro porque merecería la pena. Por tanto, la nota final se va a quedar en…

  • Una historia narrativa potente y divertida.
  • Mayor profundidad en la jugabilidad de la esperada.
  • Muchas opciones de rejugabilidad.
  • Banda sonora algo repetitiva.
  • No hay traducción al español.
  • Puede ser muy «duro» para jugadores nobeles.
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
Subscribe
Notify of
guest

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments