Review manga: ‘Love in Hell’ #1 (2011)

Reseña del manga 'Love in Hell' editado en España por Fandogamia

133
0
Compartir

Jigokuren: Love in the Hell

Título: Love in Hell (地獄恋 LOVE in the HELL)

Autor: Reiji Suzumaru

Demografía: Seinen

Género: Comedia, ecchi, romance, sobrenatural

Editorial: Web Comic High! (Japón), Fandogamia (España)

Formato: 17’6 x 11’2 cm con sobrecubiertas

Precio: 7,50 €

Fecha: 2011

Sinopsis

Rintaro es un joven que tiene la mala suerte de morir en un accidente doméstico y acabar en el infierno. Allí le recibe Koyori, una diabla novata que se encargará de guiar a Rintaro como condenado para redimir los pecados que él insiste en no tener… lo cual no le librará de perder la cabeza. Literalmente. Varias veces.

Reiji Suzumaru

Autor del cual he podido encontrar bastante poco, es un mangaka japonés que al parecer esta obra ha sido su única invención. Aparte de Jigokuren: Love in the Hell, ha realizado Jigokuren: Death Life, el cual es una secuela de la obra que trataré en esta entrada.

Una infernal historia con muchas risas

El manga tiene lugar en el Infierno, así que nos podemos esperar más o menos las brutalidades que podremos ver: personas despellejadas, cabezas volando o amputaciones. Los castigados tienen a un demonio que les vigila y, para limpiar sus pecados, han de sentir dolor, de ahí que cada dos por tres veamos gente dándose baños de lava o sin cabeza.

Dejando la trama a un lado, os daré mi valoración personal, que de ello venía a hablar, y es que me ha sorprendido gratamente.

Un humor muy absurdo, pero adulto, ha hecho que suelte más de una risa mientras leía el tomo y, además, es una historia un tanto original que me tiene en ascuas. ¿Qué le deparará al protagonista? ¿Expiará sus pecados? ¿Se acabará enamorando de su «serpa» y permanecerá allí para siempre? Son dudas que tengo en mi cabeza.

Estoy deseando leer más, tampoco quiero explayarme respecto a la trama, pues no quiero soltar algún que otro spoiler.

Un dibujo bastante estándar

Respecto al apartado visual del manga, no hay nada que destacar. Es un dibujo, a mi parecer, bastante estándar. Además, al no ser un manga que esté caracterizado por las peleas, no puedo contar nada al respecto de si son visibles o pone fondos muy detallados.

Lo que sí es cierto es que pocas veces vas a ver un fondo en blanco, siempre vas a encontrar una localización, ya sea una plaza, un edificio, etc. Para muchos toques cómicos, simplifica el dibujo, para darle simpatía al momento y el lector pueda soltar alguna que otra risa.

Demonios y humanos, ¿hay tanta diferencia?

Para ser un primer tomo de tres que conforman la obra, ha salido un elenco de personajes bastante amplio. Nos encontramos, en primer lugar, al protagonista (obviamente) y a la demonio novata que es la guía. Seguidamente, aparece la amiga de esta que es una total experta en sus asuntos y no duda en volarle los sesos a los humanos y muchos más.

Por ejemplo, el protagonista se hace amigo de uno de los humanos que la amiga «controla». Por ahora, podría decir que son los más principales, pero salen muchos más.

Conclusión

Quitando el apartado ecchi que sé que a muchos les repatea este género, es una historia bastante buena que se desenvuelve bien, al menos en una primera impresión así me lo ha parecido. Aunque es cierto que es un tanto necesario, pues la lujuria es un pecado capital y por esos momentos en los que el protagonista está lujurioso es castigado por su pecado.

Nos encontramos en la piel de un humano que no sabe nada del Infierno en el que ahora mismo está viviendo y, en cierta parte, nos podemos identificar, pues nosotros tampoco sabemos nada y vamos aprendiendo junto a él.


Lo bueno: una historia que te sacará muchas risas y te hará, seguramente, enamorarte de algún personaje.

Lo malo: para muchos será el ecchi, aunque no es algo abundante. Es algo que está ahí, aunque para mí no supone un problema.